domingo, 6 de julio de 2008

Buscando guía

....

La forma más primitiva de entender esto es cuando pienses en una situación o decisión, busca dentro de tí y te llegará un sentimiento agradable ó desagradable. La dualidad es lo más sencillo, luego tal vez con práctica puedas interpretar esos sentimientos y desglosarlos en imágenes y sonidos. Es lo que hacen los "psíquicos" escuchan la gran sabiduría que hay dentro para decir sus "predicciones".

Es una habilidad que hay que ejercitar como toda.

También, si realmente sientes que necesitas ayuda más directa, la puedes solicitar. Seres de todos lados estan felíces de servirte. Incluso y prefieres tener un guía real, también lo puedes solicitar, ellos están por todas partes y se alegran y aprenden mucho al enseñarte. Lo que sí, es que si me preguntas a mí, el método que te expliqué promero (la información interna) es el método más gratificante y seguro. Solo tú sabes y tú eres el mejor guía que tienes.

Si realmente te consideras Agodontero, tienes gran parte del camino avanzado, pues hay muchas cosas que aprender que no se pueden ver (al menos no con el conocimiento que tenemos en la actualidad).

Los grandes científicos teóricos (como Albert Einstein) tuvieron que creer en las cosas de las que hablaron para idear formas de demostrarlas. Las teorías del átomo eran eso, y aunque en un pricipio fueron inexactas, dieron paso a teorías más congruentes con la observación. Una forma de entender cuando nuestro Padre te habla es al ayudar a los demás. Ponte a observar, y si empiezas a decir información que no sabías, pero se te ocurrió en el momento y por alguna extraña razón te sirve más que a quien se lo platicas, es normalmente nuestro Padre dándote un consejo. La razón por la que esto lo facilita es que cuando tienes amor, puedes dar amor. Si recibes amor, es por que te amas.

Lo mismo pasa con la ayuda (pues es una forma de expresar el amor). Si no te amas, aunque la gente te quiera dar su amor, no lo recibes como tal. A veces es frustrante cuando intentas ayudar a alguien que no se deja ayudar. Pero resulta que la ayuda resultó más para tí que para él. Observa todo esto, y espero que funcione.

Con amor

Darío

1 comentario:

bernard n. shull dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.